Finalizó este lunes la primera reunión paritaria entre funcionarios del Consejo General de Educación de la nueva gestión de gobierno, a cargo de Rogelio Frigerio, y los representantes de Agmer, Amet, Uda y Sadop, los gremios que nuclean a los docentes entrerrianos.

Al respecto, la titular del CGE, Alicia Fregonese, comunicó que se trató “el código 029, la secundaria técnico profesional y otros temas que surgieron en las reuniones y que tenemos que trabajar juntos, como los problemas de liquidaciones de sueldo que volvieron a surgir en este mes”.
“Venimos conociendo el sistema y sus problemas, y el objetivo es poder dialogar para entender y dar una solución a problemáticas que tienen bastante tiempo sin resolverse”, dijo.

Tras el encuentro, Fregonese expresó que “está asegurado el comienzo de clases” previsto para este lunes 26 de febrero. “A la educación la hacemos entre todos y debemos trabajar por la educación de Entre Ríos, porque sin ello no hay una provincia”, fundamentó y dio cuenta del trabajo “a través de Patio Limpio, y junto a otras áreas de gobierno, para que las escuelas estén lo mejor posible para que alumnos y docentes puedan ingresar”.

En relación a los robos a escuelas de Paraná, Concordia y Gualeguaychú, la titular del CGE comunicó que se trabaja, junto al ministro de Seguridad y Justicia, Néstor Roncaglia, “para determinar de qué manera poder atender a esas instituciones que están solas durante los fines de semana, con las luces apagadas”. Y agradeció a la comunidad “que denuncia dónde están los artículos robados”.

Respecto a los inconvenientes de infraestructura escolar, Fregonese dio cuenta de “la implementación de una aplicación para conocer, en tiempo real, la situación edilicia de las escuelas”. “Junto a las Departamentales de Escuelas, el ministerio de Planeamiento e Infraestructura y el área de Infraestructura del CGE trabajamos para recabar toda la información con el objetivo de tener un mapa de situación de las escuelas”, aseguró.
Por su parte, el secretario de Trabajo, Mariano Camoirano, comunicó que el encuentro paritario “fue una audiencia preliminar en la que los gremios hicieron una exposición de las temáticas que quieren trabajar en una agenda y la construcción de comisiones que pretenden que se abran en el marco de las especificidades que lo que se trata en comisiones”. Al indicar que, desde la cartera a su cargo, pretenden “garantizar ese espacio de diálogo entre las dos partes”, sostuvo que en la reunión se trataron “especificidades puntuales que están dadas por la función docente, además de códigos y otros puntos en relación a la educación técnica profesional que plantean para una discusión particular”.

La postura de los gremios docentes

El secretario general de Agmer, Marcelo Pagani, reconoció la apertura de la paritaria docente “porque se comienza a trabajar un 5 de febrero y es un dato muy importante que da tranquilidad en un contexto tan difícil que atravesamos los trabajadores”.

Al dar cuenta los puntos que exigió el gremio, enumeró “una pauta salarial que adelante porcentajes de cara a la inflación y conocida la inflación del mes nuevo, se ajuste; que la base de cálculo sea el mes anterior a que se liquidan los haberes; y el reclamo por el código de traslado que quedó sumamente desfasado por el increíble aumento de los precios de los combustibles”.

Agmer planteó al CGE “la necesidad de tener, lo más rápido posible, una propuesta salarial por parte del gobierno que permita discutir en las escuelas y en congreso para tomar una definición”.

El encuentro paritario pasó a cuarto intermedio, sin fecha definida, “pero con la vocación y la voluntad de que sea en un tiempo breve”, comentó Pagani y refirió que el miércoles 14 se conoce el porcentaje de inflación para el mes de enero.

Consultado el gremialista por el comienzo del ciclo lectivo, éste evidenció: “Siempre la voluntad y la vocación docente es la de empezar las clases porque todos queremos estar en las escuelas, pero para que eso ocurra existen estos ámbitos en los que debatimos salarios que, en un contexto inflacionario, es importante. Por lo tanto, de buena fe nos sentamos y hacemos nuestros planteos, pero falta que se construya una propuesta por parte del gobierno la que, si es aceptada por los docentes, el 26 comienzan las clases”.

Si bien no se trató el mecanismo de actualización salarial -el que durante la gestión de Frigerio estaría atado a la recaudación mensual para establecer un incremento-, Pagani cuestionó que tal decisión es “crítica” porque desconocen “cuál recaudación” se tomaría como base.

Por su parte, el secretario general de Amet, Carlos Varela, en tanto, comunicó que el gremio que nuclea a los docentes de escuelas técnicas solicitó “recuperar el poder adquisitivo perdido en este tiempo solicitando un porcentaje a cuenta de la inflación de los meses anteriores, un porcentaje de recupero por este mes y, una vez conocido el índice inflacionario, que se abone la diferencia”. “Y si el porcentaje es amplio, que se pague por complementaria, pero si no es excesivo, que se abone en el mes siguiente”, amplió y destacó que exigió, además, “mantener la base de cálculo en el mes de cobro último a los efectos de no quedar retrasados en los porcentajes”.

“No coincidimos con los montos fijos porque producen un achatamiento y deterioran el escalafón docente que nos costó mucho tiempo conseguir y va en contra del esfuerzo y mérito de los docentes por progresar y ascender a cargos directivos”, fundamentó al remarcar que “la pérdida del poder adquisitivo es de hasta un 25%”.

Fuente: elonce.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *